The Blog

LA IGLESIA DE SANTA MARIA MADDALENA

Share on facebook
Share on whatsapp
Share on linkedin

La iglesia parroquial es dedicada a la patrona de la isla Santa Maria Maddalena, que se festeja solemnemente el 22 de julio. La iglesia la diseñó el ingeniero militar piamontés Giacinto Marciot y la construyeron los isleños y los militares entre 1814 y 1819 en el mismo lugar donde surgía una pequeña iglesia cuyo techo fue golpeado durante el bombardeo de Napoleón en 1793, pero sin causar daños serios. La construcción la financió la Real Marina Sarda y la población isleña.

El estilo de la iglesia

La fachada en estilo barroco tardío piamontés tenía en origen un reloj solar y cuatro nichos con las estatuas de los cuatro evangelistas. El interior de la iglesia tiene una sola nave. Las familias locales donaron algunos de los objetos sagrados expuestos en las capillas laterales. El barón Des Geneys fue uno de los más generosos. En la primera mitad del siglo XIX regaló a la iglesia el primer suelo que realizaron los condenados a los trabajos forzados, el púlpito de mármol taraceado, la preciosa decoración de la capilla de San Jorge (la primera a la derecha) y el altar mayor de 1831. En un nicho del coro está la estatua de madera en estilo barroco tardío de Santa Maria Maddalena de origen ligur y que se remonta a finales del siglo XVIII. Por último, en 1841 llegó el reloj de la fachada junto con la campana mayor fundida en Génova.

En 1952 se derribó la fachada original del siglo XIX y se amplió la iglesia de ocho metros con la añadidura de una arcada. De todas formas, durante las últimas obras de 1993 se restauró la antigua fachada, se rehízo el techo y se pintó el interior de la iglesia. Recientemente se han posicionado otra vez las cuatro estatuas de los evangelistas. De esta manera se ha restaurado la antigua fachada de 1814, la misma que podemos admirar hoy.

El Museo Diocesano

En el lado izquierdo de la iglesia, en la calle Barone Manno, está la entrada del pequeño Museo Diocesano. En su interior se guarda el tesoro de Santa Maria Maddalena – una preciosa colección de joyas que la población ofreció durante casi dos siglos y medio como exvotos, estatuas de madera polícromas de finales del siglo XVII, ornamentos sagrados, antiguas documentaciones de las ofrendas y en particular decoraciones de altares: dos candeleros y un crucifijo de plata en estilo neoclásico que donó el famoso almirante Horatio Nelson en 1805, antes de salir en búsqueda de la flota francesa, junto con una carta de agradecimiento autógrafa. Como respuesta Don Antonio Biancareddu envió una carta de agradecimiento que hoy se guarda en el British Museum de Londres. La colección del museo es una fuente preciosa de la historia local y del incesante encuentro y mezcla de diferentes poblaciones.  

TICKET STANDARD
VIP TASTING

per una giornata da sogno

INSERISCI IL CODICE SCONTO
NEL TUO CARRELLO

EU45

valido solo per ticket ponte Standard

Call Now ButtonCHIAMA ORA